Bnei Menashé: Historias Personales

Más adelante este año, Shavei Israel traerá en Aliya a un gran grupo de 250 inmigrantes Bnei Menashe del noreste de India a Israel. Entre ellas está Esther Haokip, originaria de Manipur, que está muy emocionada de cumplir su sueño y regresar a la tierra de sus antepasados. Este...

Nos complace compartir con Ustedes esta gran alegría, durante esta semana por cuatro días consecutivos llegaron de Aliya desde India más de 220 Bnei Menashe....

Enhorabuena a Sonia Manlun Lhungdim, inmigrante de Bnei Menashé a Israel que se graduó de la escuela de trabajo social. Sonia se une así a sus amigos, Itzjak y Esther Colney, que como ella también se graduaron en el Colegio Académico Safed en los últimos años. "Estamos muy orgullosos de Sonia por terminar su B. A. en Trabajo Social con la ayuda de Shavei Israel ", dijo Michael Freund, presidente de Shavei Israel. "Sonia planea dedicar su carrera a ayudar a otros - otra señal de cómo Bnei Menashé hacen a Israel mejor y más fuerte. ¡Mazal tov, Sonia!". Sonia llegó a Israel en 1998. Comenzó sus estudios hace cuatro años, tiempo durante el cual Shavei Israel pagó su matrícula y le proporcionó una beca mensual y tutoría para que pudiera concentrarse en sus estudios. Sonia también se casó, mientras estaba en la escuela y Shavei Israel ha estado ayudando a su marido Shalom con la formación profesional, incluida la preparación para tomar los exámenes psicométricos, la versión israelí de las pruebas de SAT en los Estados Unidos, los cuales son desconocidos en la India rural. Sonia y Shalom tienen dos hijos pequeños. Durante los años de su graduación, los Manlun vivían en la cercana ciudad de Maalot, donde hay una comunidad de Bnei Menashé desde hace tiempo. Ahora que Sonia ha completado el programa, la familia Manlun se ha trasladado a Kiryat Arba, en las afueras de Jerusalén, donde está estudiando opciones para servir a la comunidad local de Bnei Menashé. La “mejor amiga” de Sonia en la universidad, Esther Colney, también se trasladó a Kiryat Arba después de la graduación. Hoy Esther tiene una carga de trabajo de unos 50 adolescentes, incluyendo (aunque no exclusivamente) algunos jóvenes Bnei Menashé. A pesar de que tanto Sonia como Esther emigraron de la India, no hablan el mismo idioma - Esther es de Mizoram, donde Mizo es la lengua nativa, mientras que Sonia es de Manipur, que utiliza el Kuki - por lo que utilizan el lenguaje común de sus antepasados, el hebreo, para comunicar entre ellas. ¡Hablemos de un éxito en el ulpán! El hermano de Esther, Itsjak, vive en Migdal Haemek donde trabaja para el municipio como trabajador social a tiempo completo en el manejo de casos de Bnei Menashé.

Yo, Lirón Menelón, llegué a la Tierra de Israel el 11 de febrero de 2000 sin saber hebreo. Tengo dos tíos en Kiriat Arba y viví allí. Durante un año estudié hebreo en el ulpán y después fui a vivir con mis tíos. Trabajé en jardines...

¡Shalom! Me llamo Sonia. Llegué a Israel el 10 de agosto de 1999 con mi familia, directamente a Kiriat Arba. Mi hermana mayor vivía allí desde su aliá en 1993, se casó en Israel, formó una familia y es muy feliz con su marido y sus tres hijos. Vivimos con ella durante medio año. Mientras tanto, estudiábamos hebreo en el centro comunitario de Kiriat Arba. Después de cuatro meses entré a la ulpaná (escuela secundaria religiosa para mujeres) de Kiriat Arba, al octavo curso. Nunca podré olvidar ese año, por las dificultades con el hebreo: siempre estaba callada, no hablaba y no escribía... A partir del noveno curso empecé a comprender más y terminé el último curso en 2003. En 2004 trabajé cuatro meses en una guardería infantil en Gush Etzion. Luego, comenzé el Sherut Leumí (servicio nacional civil) en un jardín de infantes cerca de mi casa. Me gustaba trabajar allí debido a que adquirí mucha experiencia e iniciativas. ¡Nuestro equipo era increíble! ¡No hay otros trabajos tan gratos como ése! ¡La realidad es que fue un año bueno!  
Me llamo Amos Sekter, tengo 25 años y en 2000 hice aliá de Manipur, India. De niño tuve muchas dificultades en la India, pasé muchas humillaciones y bromas de mis "amigos". Siempre nos llamaban "la gente del sábado", la gente de la circuncisión y se reían de nosotros por nuestra religión. También tuve dificultades en la escuela, a nivel social, dado que a veces nos obligaban a rendir exámenes o cumplir turnos los sábados. Mi sueño era hacer aliá a la Tierra de Israel, vivir en el Esatdo de los judíos y sentirme perteneciente, y no diferente. Con la ayuda de D-s y de Shavei Israel llegué a Israel y mi sueño se convirtió en realidad. Durante un año y medio estudié en una yeshivá en Jerusalén y sentía que estaba en mi casa. Pero en medio de toda esa alegría también sentía tristeza, porque mi familia había quedado en la India.
[caption id="attachment_9283" align="alignleft" width="300"] Mordejai Baite y su familia[/caption] Mi nombre es Otkhokai Mordejai Baite, de 67 años. Nací en una familia de sacerdotes de Bnei Menashé. Mi padre era el sacerdote y el líder de nuestro pueblo y era responsable de todos los rituales y las costumbres que concernían a nuestra comunidad. Ahora, sigo sus pasos como director de nuestra comunidad, Moreshet Menashé, aquí, en la tierra de Moré en el límite entre India y Burma. Mi esposa, Batsheva de 61 años, es una empresaria en el área de la exportación privada y la importación de productos entre los dos países. Fui bendecido con seis hijos y dos hijas. Mi hijo Yonathan realizó aliá en el 2007 y luego de finalizar un curso de programación CNC, está desarrollando su carrera profesional en el campo de la tecnología aeronáutica. Reside en Maalot con su esposa Joicy.

INDIA – “Desde muy pequeño sé que mi familia es de Bnei Menashé y que somos diferentes a nuestros vecinos, pero no sabía exactamente en qué”, dice Harel Kingbol. “Cuando tenía nueve años, mi padre me llevó al hospital y me hicieron la circuncisión. e...